Desde Copenhague… “Colección de primeras impresiones”

47189166_200861f6f4_o1

Fachada en Christiania - foto:ilumgo/flickr

Es Copenhague dentro de Europa, y entre las ciudades escandinavas en particular, ciudad de referencia cultural: hogar de viejos y nuevos pintores, escritores y músicos de proyección internacional.

Fe de esto dan sus mil rincones de música en directo, las múltiples salas de exposiciones, los frecuentes cafés con aires de siglo pasado frecuentados por escritores espontáneos, y como no, la gran atracción turística, junto con Tivoli -el parque de atracciones más viejo del mundo, la ciudadela hippy o experimento social de Christiania. Aquello que empezó como un asentamiento hippy en un terreno militar, ocupando barracones abandonados en mitad de la ciudad, y que pretendía ser centro artístico-cultural autosuficiente y que apostaba por la auto-regulación (permitiendo el uso de drogas “blandas” como la marihuana y rechazando el uso las “fuertes”), ha terminado por convertirse en un auténtico gueto del barrio de Christianshavn, mero reducto de aquello que una vez pretendió y tal vez logró durante un breve periodo de tiempo. Hoy en día su principal función es proveer de cantidades ingentes de toda versión de droga “blanda” a todo turista e hijo de vecino que quiera acercarse al mercadillo al aire libre -misteriosa aunque tácitamente permitido, cuyos puestos regentan diversos Bad Boys o bandas callejeras, tipos desafiantes, que queman cualquier zaborra en bidones en medio de la calle mientras vigilan cada movimiento y cada esquina por si a la policía le da por pasarse por sorpresa; entonces, al son de un par silbidos, desaparecen, como el Teatro Mágico, de escena, sin dejar rastro.

A todo este pequeño primer análisis de la ciudad ha de añadírsele un par de comentarios sobre su gente. Me ha parecido observar, por un lado, una gran fidelidad entre todo chaval adolescente a la(s) nueva(s) moda(s): pelo Sonic-style, vaqueros caídos (enseñando canzoncillo, of course) con tiro bajo y zapatillas converse con los calcetines por encima de los pantalones (¿?). Y como no, los gorritos; les encantan todo tipo de gorros, sombreros y boinas. Por suerte para mí, un carca recatado e inculto en entendederas de vestimentas, hay -como siempre, más varianza entre ellas. Y puede uno, de vez en cuando, deleitarse varias veces en su paseo en contra de este viento omnidireccional y omnipresente, con alguna Caperucita en bicicleta, como recién salida de la calle del canal con barcos y fachadas de colores, de casa del mismísimo Andersen; con capote escarlata unas, mantón turquesa otras, o sombrero púrpura y medias negras otras tantas, pasan a mi lado grácilmente, con sus cestas llenas de libros y demás atavíos, siempre con el blanco resuello saliendo de sus labios carmesí, siempre con su nariz y mejillas sonrojadas…

Y por si todavía hubiera algún pobre alma descarriada y perdida (como mi amigo y ex-colegial Alan Vargas que vive en Estocolmo y envidia Copenhague) a la que no hubiera convencido aún del potencial atractivo de esta encantadora ciudad, decir que es una de las principales capitales al frente del gay movement, con su zona de bares, organizándose una macro fiesta gay cada primer viernes de mes. Un poco de ilustración sobre la susodicha ciudad para terminar:

– Es una de las ciudades más ricas y también más caras del mundo.

– Es la segunda en cuanto nivel de bienestar, según la revista Monocle.

– Está completamente habilitada, por toda la ciudad, para andar en bici por carriles separados de la carretera.

– La gente coge poco el coche, no pitan si alguien no acelera al milisegundo posterior de haberse encendido la luz verde del semáforo y, además, respetan y frenan cuando éste está en ámbar (no aceleran, como en Madrid)!

Koldo Sáez de Bikuña, desde Copenhague (Dinamarca)

Anuncios

Etiquetas: ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: